Debutan las bandas del FMI

Semana del 24/09 al 28/09/2018

Renuncio Caputo

Está semana, se perfilaba como una semana tranquila, con un dolar a la baja y un acuerdo con el FMI que hiciera entrar a las flacas reservas del BCRA unos 20.000 millones de dólares frescos.
Pero de un momento para otro, 2 bombas hicieron temblar los mercados.
La primera bomba fueron rumores de que en lugar de 20.000 millones, lo que llegaría serían 5.000 millones. Y para colmo, lo que siguió fue la renuncia de Luis Caputo, presidente del banco central de la República Argentina, sin atisbo de quien sería su reemplazo.
Los medios dieron infinidad de explicaciones sobre los motivos del alejamiento, peleas con Dujovne, malestar familiar por la alta exposición, y sobre todo, diferencias fundamentales de criterio con el los técnicos del FMI. Es que Luis Caputo creía firmemente en que es imprescindible intervenir en el mercado de cambios, mientras que el FMI cree en la libre flotación de la moneda, librada al juego de la oferta y la demanda.

Los anuncios oficiales

El miércoles se terminaron las especulaciones.
Primera noticia: El FMI adelantaría los pagos y sumaria 7.000 millones de dólares a los 50.000 millones acordados anteriormente.
Segunda noticia: Por otro lado, habría una banda de flotación dentro de la cual la moneda estadounidense podría subir y bajar libremente sin intervenciones del BCRA.
Los valores de esa franja son $ 34 pesos como valor mínimo y $ 44 pesos como valor máximo del tipo de cambio. Traspasados esos limites, podrá intervenir con la acotada suma de 150 millones por día. Los valores de la banda eventualmente se irán corriendo a mayores valores del dólar para compensar la inflación.¿Una nueva tablita de Martínez de Hoz?
El término correcto es “devaluacion programada” o crawling peg en ingles.
Tercera noticia: Las metas de inflación, serán cosas del pasado (ya demostraron que son inútiles en la Argentina). Habrá un estricto control de agregados monetarios. Lo cual significa, no emitir dinero, ni letras del tesoro, ni bonos públicos, ni obligaciones negociables emitidas por el estado, ni cauciones o cualquier otro instrumento que sirva para financiar al estado irresponsable. Se deberá vivir con lo que se recauda y nada mas, sin emisiones de ningún tipo.
Cuarta noticia: El nuevo presidente del banco central será Guido Sandleris.

No emitir para bajar el dolar y la inflación

Emitir dineroEstá medida fue tomada con éxito por distintos países con problemas agudos o crónicos de inflación. Un buen ejemplo es el caso de Israel, que luego de aplicar un plan de 0 emisión logró terminar con una crisis inflacionaria enorme.
El dilema argentino es el gasto del estado, que estadísticamente supera los niveles de ingresos en forma sistemática. La gran pregunta es:
¿Que pasara si los gastos superan a los ingresos?
Y la respuesta es que al no poder emitir agregados monetarios, ni bonos, la única vía será pedir más dinero al FMI.
Por otro lado, este sistema conlleva un achicamiento de la economía muy grande, y la población vera una recesión económica muy marcada. La recesión económica significa menores ingresos en forma de impuestos para el estado, y eso genera más déficit. La ultima vez que se aplico este sistema fue en la década de los 90 con el ministro Domingo Cavallo, conjuntamente con el modelo de la convertibilidad cambiaría. La recesión en esa década fue profunda, prolongada y la deuda externa se disparo. La Argentina suele tener una forma contundente de salir de este tipo de encerronas, y no es bonita. Se le llama estallido social, y suele precipitar devaluaciones, crisis cambiaría y bancaria. El estallido de 2001 fue la salida a esa profunda recesión.
De ninguna forma es el único escenario posible, pero es un escenario que la Argentina ya vivió y podría repetirse.

El dolar subió durante el jueves y el viernes

El miércoles, día de los anuncios, el dolar subió unos centavos, promediando los $ 39,50 pesos.
El jueves volvió a subir, y el viernes otra vez, llegando a los $ 41,94 pesos para la venta. El volumen operado fue muy bajo, de unos 428 millones de dólares. El BCRA no intervino directamente, honrando el acuerdo resien firmado con el FMI. Pero como buen intervencionista mañoso, no se quedo tranquilo, y salió a vender dolar futuro por 430 millones. Con lo cual, por cada dólar comprado o vendido en el sistema financiero, el BCRA vendió otro a futuro y a pesar de eso, el dolar siguió subiendo.
La gran pregunta es que pasara cuando la próxima semana la divisa estadounidense toque los $ 44 pesos.
¿Ganará la pulseada el Banco Central sólo con 150 millones por día?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *